Buscar en este blog

lunes, 10 de julio de 2017

ADELANTO DE RETIROS Y OTRAS ACTIVIDADES DE LA FRATERNIDAD PARA EL PRÓXIMO CURSO 2.017/2.018

ADELANTO DE RETIROS Y OTRAS ACTIVIDADES DE LA FRATERNIDAD PARA EL PRÓXIMO CURSO 2.017/2.018...

29 de Octubre e 2.017:  XXV Encuentro Diocesano en Cádiz (pendiente por confirmar el lugar de celebración)
 
Del 13 al 15 de Octubre de 2.017: Escuela de Oración I en Mogarizas: “A la búsqueda de Dios”(iniciación a la oración)
 
Del 17 al 19 de Noviembre de 2.017: Retiro en Mogarizas: “La Eucaristía fuente de vida”
 
Del 19 al 21 de Enero de 2.018 Escuela de Oración II en  Mogarizas: “Práctica de la Lectio Divina”
 
Poco a poco iremos adelantando más retiros. Buen verano a todos y que Dios los bendiga!

domingo, 9 de julio de 2017

ORACIÓN: TÚ AMOR Y MI AMOR, ABRAZADOS PARA SIEMPRE, CRISTO MÍO





¡Qué misterio más grande,
tu amor y mi amor abrazados!...
Si vives en mí, yo vivo en ti,
si tú tocas mi corazón,
mi corazón queda purificado.
Tu amor es como las olas del mar
que van y vienen constantemente,
penetrando mi corazón,
anidando en mi corazón,
infundiendo tu vida en mi vida.
En el silencio de la noche
llamas a mi puerta para que esté contigo,
para que descienda el cielo sobre mi tierra,
para que mi tierra se eleve a tu cielo.
Como una lluvia tempranera
que empapa mi tierra
para que fructifique con la semilla de tu amor,
así me renuevo en el día a día de cada amanecer,
cuando la luz del alba toca mi corazón
porque tú eres mi luz y mi salvación.
Como la piedra
que cae en las aguas tranquilas del azul del lago
y dibuja las hermosas ondas que se extienden
y se extienden sobre la superficie,
así un toque de tu amor en mi corazón
produce infinitas ondas de amor
que quieren alcanzar a todos
en ese misterio de la evangelización.
¿Por qué, Cristo mío,
unos te aceptan y te acogen
y otros te rechazan muriendo sin conocerte?
¿Por qué, Cristo mío,
unos desean conocerte más y más,
y otros son indiferentes a tanta gracia derramada?
¿Por qué, Cristo mío,
mi deseo es alcanzar el cielo,
escalando las cumbres de tu amor,
y otros su deseo es bajar al infierno del odio, la envidia,
la violencia, la angustia y la desesperación?
Solo tú, Cristo mío, Rey del Universo,
muriendo en la cruz
nos has traído la redención y la salvación,
amor crucificado nadie ha amado como tú,
cuánto tengo que aprender mirándote en el Pan de la Eucaristía
y en todos los pobres y desdichados de la vida
donde has querido hacerte presente en tu amor
hacia los últimos, excluidos y marginados.
Pan del cielo,
que no me faltes tú,
que no deje de comer tan maravilloso alimento
que enciende el corazón en tu amor
para darlo a los demás embelleciendo mi alma.
Cristo mío,
Cristo de los que te acogen
queriendo ser de todos,
queriendo tocar a todos,
queriendo vivir en todos y salvar a todos,
si nos falta la experiencia de tu amor
nos falta la vida y muero,
porque donde falta el amor faltas tú.
Cristo mío,
deja que te abrace,
deja que toque tu cielo,
llévame de tu mano hacia la eternidad,
hacia tu gloria,
desde aquí ya se escuchan los cantos de esperanza,
los coros de los ángeles que te ensalzan,
quiero unirme a ellos en el silencio de la noche,
donde tu amor toca mi corazón hasta transfigurarlo.
Sí, Cristo mío,
tu amor y mi amor abrazados,
en la cruz o en la gloria de tu resurrección,
siempre abrazados, por toda la eternidad. Amén.
(Pbro. Lázaro Albar)

lunes, 5 de junio de 2017

RESEÑA RETIRO: Recibid el Espíritu Santo y viviréis.


En este fin de semana la Fraternidad Velad y Orad ha celebrado el retiro mensual en Las Mogarizas coincidiendo con la Fiesta de Pentecostés con el lema Recibid el Espíritu Santo y viviréis.
 
 
28 personas nos hemos apartado para ahondar en la acción del Espíritu Santo, adorar al Santísimo y unirnos a la Oración de la Iglesia. Meditaciones como La vida en el Espíritu, vida interior; Bajo el soplo del Espíritu; Los dones del Espíritu Santo; La divina inhabitación y los frutos del Espíritu; así como las distintas contemplaciones El agua del Espíritu; El aire nuevo del Espíritu; El fuego del Espíritu; Recibiréis la fuerza de lo alto: Pentecostés, y la Vigilia del sábado ¡Ven, Espíritu Santo! Enciende nuestra lámpara nos han llevado a la experiencia de sentirnos llenos de la presencia del Espíritu Santo, a ver la necesidad de reorientar actitudes o acciones, y a un profundo deseo de Dios y de entrega de nuestra vida.
 
Me quedo con el testimonio de una mujer que me dijo: «Mi marido me ha regalado este retiro por mi cumpleaños y me ha acompañado, pero el mejor regalo es lo que él me ha dicho ”tú sí que me has hecho un gran regalo trayéndome a este retiro, no me lo podía imaginar”». Una vez más doy gracias a Dios por el don recibido y por esta preciosa experiencia.
 


martes, 30 de mayo de 2017

XVI JORNADA DIOCESANA DE ESPIRITUALIDAD: La espiritualidad del laico.

 
 
 
 
 
XVI JORNADA DIOCESANA DE ESPIRITUALIDAD

Como viene siendo habitual, la víspera del domingo de la Santísima Trinidad, día de la Jornada “pro Oránti...bus”, celebra la Iglesia Diocesana la Jornada de Espiritualidad, con el lema “La espiritualidad del laico. Caminar por las calles de la vida junto a Cristo”. Este año tendrá lugar en el Monasterio Jesús, María y José, de Medina Sidonia.
Es un día en que nos unimos a las Monjas de Clausura para orar por la Iglesia y por todo el mundo, tratando de avivar la fe con la fuerza de la oración, para que miembros de los distintos Grupos y Movimientos de Oración, Catequistas y todos los que estamos implicados en la acción pastoral de la Iglesia, recemos para que, unidos por la misma fe y por el mismo Espíritu, sepamos transmitir el mensaje de amor y esperanza que Jesús vino a traer al mundo.
Esperamos vuestra participación y apoyo en un momento en que tanto necesita la Iglesia de nuestras oraciones.

ORACIÓN: "Sólo puedo darte gracias, Cristo Resucitado".



SOLO PUEDO DARTE GRACIAS,
CRISTO RESUCITADO

Belleza sin igual, 
Pastor Hermoso, 
Amor de los amores, 
Amor de todo amor, 
eres tú, Cristo Resucitado.

Señor de los señores, 
Manantial de agua viva, 
Fuente inagotable de amor, 
Maestro de la Paz, 
eres tú, Cristo Resucitado.

Vivo en ti y para ti, 
qué sería de mí sin ti, 
qué sería de mí sin la fe, la esperanza y la caridad, 
moriría en el abismo del sin sentido de mi vida.

Por eso solo puedo darte gracias, Cristo Resucitado, 
porque ya en el seno de mi madre me llamaste, 
me escogiste y me elegiste, 
para ser luz y sal de la tierra, 
transparencia de ti, Buen Pastor.

Solo puedo agradecerte tanto amor derramado en mí, 
por darme tu casa como hogar, 
morada de la Santísima Trinidad en cuyo corazón está María, 
mi Madre y nuestra Madre, 
bajo su manto descanso cada día 
o en sus brazos de Madre al finalidad el día 
porque todo ya está cumplido.

Gracias, Cristo Resucitado, 
porque puedo contemplar tu rostro, 
tu mirada amorosa y misericordiosa, 
tu amor incesante que sostiene mi vida.

Tú, Cristo, eres crucificado en los enfermos, 
en los pobres, en los indigentes, 
en los pecadores, en los marginados y rechazados, 
en los que nadie quiere, en ellos te haces presente 
y quieres resucitarlos a través de mi configuración contigo, 
a través de mis manos que se extienden hacia las suyas 
para ser levantados, dignificados, amados.

Tú, Cristo Resucitado, eres mi vida, 
sin ti qué podría hacer, 
sin ti me muero sin alma, sin tierra, sin hogar, 
contigo toco el cielo y puedo abrazarte y dejarme abrazar 
porque eres mi Redentor y Salvador, el todo de mi vida. Amén.
(Pbro Lázaro Albar)